El presidente Alejandro Giammattei llamó hoy a la unidad de los guatemaltecos para superar adversidades como la pandemia, al entregar resoluciones de arrendamiento en áreas de reservas territoriales del Estado que beneficiarán a 150 familias de 13 comunidades del municipio de Sipacate.

“Hoy, los cambios que Guatemala requiere tienen que ver mucho con la tenencia de la tierra, la propiedad privada, la certeza jurídica, y con una relación entre el Gobierno y las municipalidades de trabajo en conjunto, de una visión en conjunto, porque estamos afrontando serios problemas”, expuso.

Dijo que el año pasado “lo pasamos prácticamente encerrados” por la emergencia de salud provocada por la pandemia, un suceso inesperado que trastornó la vida de la población y causó serios inconvenientes a los sectores productivos y, en general, a la economía nacional.

“Pero este año la economía del país sigue creciendo a un ritmo importante, el más grande de América Latina, y nos sentimos orgullosos de ello”; sin embargo, “tenemos que llamar a la reflexión”, a la unidad de los guatemaltecos a fin de reforzar las medidas de prevención para evitar contagios del nuevo coronavirus, indicó.

El Gobierno apoya las acciones para hacer de Sipacate “un municipio próspero, un municipio de propietarios, en donde puedan estar tranquilos de que las tierras son de ustedes y de que nadie se las va a quitar”, enfatizó el presidente Giammattei en un mensaje ante representantes de las familias beneficiadas, funcionarios y autoridades locales.

 

El mandatario dijo que este día se formalizó la certeza j

urídica de terrenos en favor de 150 familias pero –subrayó- la meta es llegar en breve a 600 “y seguir aumentando el número, de manera que podamos ayudar para que la gente invierta en su tierra y viva tranquila, sin el temor de que la puedan desalojar”.

Sipacate, que se convirtió en 2015 en municipio, se asienta en su totalidad sobre áreas de reserva del Estado de Guatemala, y aunque es una de las localidades en las que más avanza la legalización de las tierras, más de la mitad de su territorio tiene pendiente dicho proceso.

Omar Góngora, director de la Oficina de Control de Áreas de Reserva del Estado (Ocret), afirmó que el respaldo del gobierno del presidente Giammattei, como “parte de su compromiso con la sociedad” y en especial con la población vulnerable, ha sido fundamental para avanzar en el proceso de legalización de las tierras de Sipacate.

“No se legaliza una mansión o una casa de descanso de una persona. Lo que estamos haciendo es otorgar certeza jurídica a las personas sobre el lugar donde viven y en sus terrenos que trabajan”, afirmó por su parte el titular del Ministerio de Agricultura, Ganadería y Alimentación (MAGA), José Ángel López.

El funcionario dijo que la actual administración “tiene clara la ruta que nos conduce hacia el desarrollo económico, la cual ha sido trazada en la Política General de Gobierno 2020-2024, con prioridad en los pilares de desarrollo social, economía, competitividad y prosperidad, pero además con el eje transversal del medio ambiente».

“Sipacate es tierra de pescadores, de turismo y de una enorme riqueza natural por sus ecosistemas. Se estima que el 38 por ciento de su población se dedica a la actividad agropecuaria, por eso es tan importante legalizar la posesión de los terrenos y garantizar que el uso responsable que les den a sus tierras es de beneficio propio y para el país”, destacó.

Tras reconocer el trabajo de Ocret, dependencia del MAGA, el ministro López detalló que la institución muestra importantes avances en la “ampliación del registro y control de las áreas de reserva del Estado y sus habitantes”, pues “sólo el año pasado fueron emitidas más de mil 200 resoluciones en beneficio de familias, que además representó un ingreso para el Estado, que así puede seguir dando estos servicios de regularización”.

Según datos del MAGA, además de las resoluciones de legalidad de terrenos que benefician a 150 familias de 13 comunidades de Sipacate, la institución atiende en el municipio a más de mil 200 productores con distintos programas y apoya proyectos productivos como los de pesca artesanal y conservación del mangle.

Share Post