Saludo navideño del presidente Alejandro Giammattei

Dic 23, 2021

Estimados conciudadanos, hoy que estamos en las vísperas de la celebración del nacimiento del Niño Dios y a las puertas de un año nuevo, quiero enviarles un mensaje de esperanza. Esperanza porque cerramos el año 2021 con un crecimiento económico como el que no habíamos visto en las últimas cuatro décadas. La Junta Monetaria y el Banco de Guatemala, las máximas autoridades en esta materia, calculan que la economía guatemalteca creció un 7.5 %, comparada con la del año pasado. Algo así no se había visto en 40 años, de acuerdo con nuestros cálculos.
Otros indicios de la solidez de nuestra economía son la baja inflación y la estabilidad de nuestra moneda, por mencionar dos de las variables macroeconómicas que gozan de buenos rendimientos en el año que estamos por cerrar.
Hoy, mi gobierno y Guatemala se preparan para recibir importantes inversiones extranjeras que crearán nuevos empleos y motivarán a que miles de compatriotas puedan ver un futuro más promisorio en esta tierra que los vio nacer.
Los micro y pequeños productores recibirán más ayuda y, sobre todo, oportunidades de comercialización, incluso en mercados en el exterior. El 2022 será un año de crecimiento económico. Tenemos la certeza. Y al entusiasmo por el desempeño positivo de la economía sumamos nuestro optimismo por el avance de la vacunación contra el COVID-19, ya que terminamos el año con inmunización para la niñez y el inicio de la administración de las terceras dosis de refuerzo.
El año 2022 será un nuevo año de triunfos contra el virus. Juntos lo lograremos y en esto está fundado mi mensaje de esperanza. Mientras compartimos en familia el tamal y el ponche y quedamos a la espera de despedirnos del 2021, aprovecho para hacer un llamado final a que nos vacunemos. Recibamos el 2022 con la seguridad plena de que lamentaremos mucho menos muertes si todos nos vacunamos.
Quiero desearles una feliz Navidad, que celebremos el fin de año con responsabilidad y que el año nuevo, se lo garantizo, nos traerá paz, seguridad, bienestar y prosperidad. Que Dios los bendiga y, no se nos olvide pedir que en este año 2022, Dios siga bendiciendo a Guatemala.